Aproximación al Yoga (/)

por Madhana | 26 de Febrero de 2016 10:57

Etiquetas: yoga samadhi raja bhakti karma jñana raja patanjali sutras aforismos Ashtanga Bhagavad Gita upanisads Hatha grecia cristianismo jainismo

Aproximándonos al Yoga

Creo que puede ser de especial interés para los estudiosos del Yoga, profesor@s y practicant@a en general que el acercamiento al yoga cobre mayor interés desde el punto de vista de sus significados más profundos, sin quedarnos sólo en sus prácticas más superficiales.

 Hoy en día, la palabra Yoga está ampliamente extendida en todo el mundo y millones son los practicantes fundamentalmente de asanas o posturas en el mundo occidental.

Distintas ramas del Yoga

El término Yoga tiene múltiples significados, entre los que se encuentran, "camino", "vía", "sistema", "método", "disciplina" y sobre todo, "unión con lo divino", dentro de los muchos sistemas de búsqueda espiritual.

 Un texto clásico de la espiritualidad hindú, es el Bhagavad Gita, joya del conocimiento y exposición de distintos sistemas de Yoga como acercamiento a esa Unión: Karma Yoga, el camino de la acción desinteresada, Jñana Yoga, el camino de la sabiduría o conocimiento, Bhakti Yoga la vía de la devoción y Dhyana Yoga o sendero de la meditación - que viene a ser posteriormente, el tema tratado en el Raja Yoga  o Aforismos de Patanjali -.

Patanjali Yoga Sutras

 Patanjali, fué el compilador de los Yoga Sutras (frases breves que contienen el saber del Yoga sobre el control de la mente), y que es uno de los tratados de la filosofía índica y que forma parte de los seis Darsanas o sistemas de filosofía de la India.

 Estos Yoga sutras, acompañados del Bhagavad Gita y los Upanisads, son los textos más llamativos y que reciben una mayor atención, tanto en la India como en el hemisferio occidental, en términos generales, al igual que algún texto del Hatha Yoga o yoga psicofísico.

  Es cierto que la tendencia en la actualidad se basa en la práctica de distintos estilos de Hatha Yoga, los cuales ponen el énfasis en las asanas como elemento de bienestar y salud, acompañados de otros aspectos, como la respiración y la relajación. Sin embargo, Patanjali no presta atención alguna a las asanas, excepto a -sentarse para meditar en una postura cómoda y relajada - que viene a ser el tercer escalón o paso, dentro del Ashtanga Yoga u ocho procesos que se explican en el Raja Yoga.y que en último término se enfoca en la concentración, meditación y diversos estados de conciencia denominados Samadhi.

Ténicas mentales y físicas en el Budismo, Jainismo, Antigua Grecia y Cristianismo

No se debe olvidar que también, tanto el Budismo como el Jainismo, han tenido una gran influencia en técnicas de disciplina tanto mental como física y que la palabra "yoga" ha tenido en sus raíces gran importancia en estas filosofías. También, es significativo considerar que disciplinas similares tuvieron lugar en la Antigua Grecia y más tarde en el Cristianismo, un tema fascinante, sobre el que los filósofos Pierre Hadot (1922-2010) - en la foto - y Michel Foucalt  tienen mucho que decir.

Continúa en (//)

 

Breve Historia del Hatha Yoga (4)

por Madhana | 18 de Febrero de 2016 18:17

Etiquetas:

continuación del (3)

Enfoque terapéutico de las asanas

Entendemos que en los textos tempranos de Hatha Yoga, la asana era enfocada hacia la meditación y el control de la respiración, mientras que en otros manuscritos como por ejemplo en el Vivekamarta, se habla de los efectos de las asanas  como elemento que ayuda a eliminar distintas enfermedades, lo cual también podemos observas en el clásico Hatha Yoga Pradipika, y con influencia de la medicina ayurvédica.

Asimismo, otras prácticas físicas como los mudras - métodos para manipular las energías vitales del cuerpo - y, por otro lado, complejas técnicas de inhalación y exhalación, se le atribuían beneficios terapéuticos, aun cuando posteriormente su función era despertar la energía en estado latente o kundalini.

Posturas físicas bajo el nombre genérico de asana

A lo largo del tiempo, todas las prácticas  que incluían posturas físicas se fueron reuniendo bajo el nombre genérico de asana. Así por ejemplo, mencionado por el Buddha y que aparece en un manual de Hatha Yoga del siglo XVIII - Yog Pradipika - una postura ascética, el yogui colgado boca abajo, "tapkarasana",  y también la postura del cadáver - savasana -, la cual se encuentra en el shastra - escritura, texto -, Dattatreya Yogi, con el término sankata o método secreto de laya yoga, el yoga meditacional de la disolución, y que se convierte dos siglos más tarde en el Hatha Yoga Pradipika, como asana para eliminar la fatiga y calmar la mente.

Las asanas tienen su razón de ser

El proceso de incluir todas las posturas físicas bajo ese "rio"  constante del yoga, continúa hasta nuestros días.

Las posturas de pie que distinguen el yoga moderno transnacional de sus sistemas o métodos primeros, como bien sabemos, nos referimos a ellas como asanas, dotándoles de un nombre sánscrito que no se encuentran en textos pre-modernos, tales como Trikonasa o triángulo, o Adho Mukha Svanasa - perro boca abajo -. y el Hatha Yoga contemporáneo ha convertido a una postura invertida, un mudra denominado viparita karani - tal y como la muestra B.K.S. Iyengar, en este caso con soporte -,  en sirshana o postura sobre la cabeza, y cuyo propósito era mantener la fuerza de la gravedad sobre la parte superior del cuerpo.

 

 

 

Finalidad de las asanas tradicionales.

A medida que los textos y descripciones que estos contenían se hacía más extensos, comenzaron a incluir una información más detallada - a veces no exenta de esoterismo -, sobre beneficios terapéuticos, como previamente hemos mencionado, como ejemplo el Hatha Yoga Pradipika, que por cierto, recomiendo su estudio en profundidad, lo cual se hace en los Cursos de Formación que impartimos.

Las asanas tradicionales de Yoga, comprenden fundamentalmente cuatro fines o metas posibles:

a) Proporcionar una postura firme y al mismo tiempo confortable para meditar

b) Cultivar un poder ascético, esfuerzo, disciplina, calor, purificación o tapas

c) Controlar o sublimar las energías vitales, entre otras, la respiración, el prana, bindu, semen y en las mujeres rajas o el fluido sexual y asimismo despertar la kundalini.

d) Finalmente, mantenimiento de los vehículos psicofísicos y beneficios terapéuticos.

Estas metas se pueden apreciar en mayor o menor medida en las descripciones de las asanas que encontramos en el canon de Hatha Yoga.

Continua en número (5)

Breve historia del Hatha Yoga (3)

por Madhana | 16 de Febrero de 2016 15:11

Etiquetas:

Continuación de Hatha Yoga (2)

Postura física y Karma

Las prácticas físicas que venimos explicando y por supuesto otras muchas, tenían la finalidad de una importante "doctrina": aquella que se relacionaba con el Karma.

Una postura difícil mantenida por un largo perído de tiempo funcionaba de dos maneras: La inmovilidad en la postura prevenía de la producción de nuevo karma, mientras que la práctica de austeridades, - se pensaba - quemaba todo karma que se tuviera acumulado de acciones pasadas.

Con la eliminación del Karma que ata a la rueda de muertes y nacimientos  o Samsara, el asceta es liberado. De esta manera, el concepto de Karma dentro del ascetismo se convierte en un principio destacado dentro del brahmanismo ortodoxo, además de otros significados como pueden interpretarse en los Upanisads, Bhagavad Gita o el Jainismo al cual pertenece esta representación de los lasya o colores reflejado en la "parábola del árbol".

 Como hemos mecionado con anterioridad, el Gita condena estas austeridades físicas, debiendo entender que llevó largo tiempo en ser aceptada esta especie de automortificación como parte de las tradiciones que forman parte del hinduismo.

Austeridades físicas

En el famoso épico Mahabharata aparecen referencias de prácticas ascéticas, pero es en los Puranas en la segunda mitad del primer milenio que se convierten en una característica destacada en sabios, rishis, yoguis e incluso reyes. O bien permanecían con los brazos en alto o sobre una sola pierna durante períodos muy prolongados.

Aquí podemos apreciar a Viswamitra, en esta pintura del siglo XVII que se encuentra en la British Library, realizando austeridades extremas como en algunos casos son recogidas en el Ramayana.

Como parte de este proceso, en cuanto a la aceptación de estas técnicas, la meta  en muchas de ellas, se combinaron con la antigua noción védica de "tapas", el gran esfuerzo o poderoso sacrificio de la negación del yo.

Por medio de estas austeridades, los métodos corporales yóguicos, ayudaban a mantener el celibato y de esta manera los ascetas podrían acumular un gran poder energético el cual les podría impulsar a tener la visión de los Deva o dioses e incluso a conseguir sus peticiones.

Tales prácticas ascéticas y otras muchas que incluían sentarse al sol en inmovilidad, estar rodeado por círculos de fuego, o pasar horas sumergido hasta la cintura en el agua  las cuales todavía son practicadas en nuestros días por distintos grupos de yoguis y, que por cierto, incluso podemos verlo durante el gran festival o Kumbha Mela.

La inmensa mayoría de estas prácticas no suelen encontrarse en textos ya que de acuerdo a la tradición suelen pasar de maestro a discípulo.

Maestros que acercan el yoga a practicantes

De hecho, las únicas prácticas que aparecen en distintos textos son aquellas que fueron codificadas dentro del Hatha Yoga y ello fue debido a que métodos no tan extremos fueran pasados o transmitidos a grupos sociales no ascéticos - como nosotors, por ejemplo - ,y sufriendo cierta adaptación.

Las prácticas iniciales del Hatha Yoga eran realizadas como apoyo o ayuda al yoga clásico de Patanjali y sus fines en último caso, era la meditación para ese último logro o Yoga - unión -.

Se me ocurre mencionar el primer sloka o verso del Hatha Yoga Pradipika que dice: "Saludo al primigenio Señor Siva que enseñó - a Parvati -, el Hathayoga-vidya, el cual es como una escalera para aquellos que desean conseguir el elevfado Raja yoga ".

Asimismo, en el cuarto capítulo se va describiendo como alcanzar el estado de Samadhi: "4:2. "Ahora expondré el proceso de Samadhi, el cual destruye la muerte y conduce a la eterna dicha y confiere la suprema felicidad o absorción en Brahman".

Continuamos en número 4

Breve historia del Hatha Yoga (2)

por Madhana | 12 de Febrero de 2016 18:26

Etiquetas: meditacion jainismo yoga posturas arte hindú filosofia meditacion liberacion budismo mahavira buddha

Posturas ascéticas

Continuamos acercándonos a la historia del Hatha Yoga.

Los textos tanto budistas como jainistas del mismo período de Alejandro Magno, también mencionan ascetas llevando a cabo extremas prácticas físicas que consistían permanecer de pie totalmente inmóviles, situarse de cuclillas y colgarse boca abajo en los árboles.

Este tipo de ascetismo ha permanecido con intensidad por lo menos hasta hace 100 años y que continua en menor cuantía por parte de algunos grupos.

Postura e inmovilidad como austeridad y purificación para alcanzar la "liberación"

El Buddha descartó en un momento dado, prácticas austeras dando a entender que no aportaban nada en la evolución espiritual; sin embargo, algunas de ellas fueron utilizadas por los jainistas y tanto es así que Mahavira, - cuya vida guarde cierta similitud con la de Buddha - se situó de cuclillas con el fin de alcanzar la iluminación y muchos de sus seguidores con el fin de realizar tapas (austeridades) permanecían de pie larguísimos períodos tratando de controlar la mente, lo cual está bien representado iconográficamente en estatuas de bronce.

En el Jainismo

Con el fin de comprender las posturas al inicio del Hatha Yoga, el cuerpo es utilizado como medio de liberación en las diversas corrientes de liberación en la India, bien sea dentro de las filosofías ortodoxos como heterodoxas.

En las posturas de meditación dentro del jainismo se situaban en "kayotsarga" ( la posición de abandonar el cuerpo), en la que permanecían de pie, erectos y en posición simétrica con los pies ligeramente separados y firmemente plantados en el suelo, y el peso bien distribuido en ambas piernas bien estiradas, manteniendo los brazos y manos colgando sin tocar el cuerpo, tal y como se aprecia en esta escultura del siglo IX.

Los ascetas hindúes de ese período -siglos IV - V a.C.) desarrollaron al igual que budistas y jainistas muchos de los principios que son identificados como una parte central del hinduismo.

 Continuaremos en (3) con el fin de ir acercándonos a la evolución del Hatha Yoga y sus posturas hasta nuestros días.

Breve historia del hatha yoga (1)

por Madhana | 12 de Febrero de 2016 14:57

Etiquetas:

Historia del Hatha Yoga

Para los estudiosos y practicantes de Yoga, siempre hay buenas noticias y, una de ellas viene a ser que  académicos - que son practicantes de yoga -, se han adentrado en estudios profundos sobre textos sánscritos que nos acercan a la rica tradición de la India. Entre los que se encuentran James Mallinson - quien tiene mucho que ver con lo que ahora escribo -, Elizabeth de Michelis, David Gordon White, Joseph Altar, Jason Birch, Nick Sutton, Jessica Frazer, Michael Burley y tantos otros.

 Los métodos de Yoga que predominan en Occidente suelen ser sistemas relacionados casi de manera exclusiva con las asanas y, a través de denominar el Hatha Yoga con nombres distintos con el fin de dar a entender como se lleva a cabo las técnicas de un sistema u otro, nos encontramos con una enorme variedad de nombres, que no pocas veces, y de manera especial para los profanos, se ven sumidos en una gran confusión.

Así no encontramos con: Hatha Yoga tradicional, Yoga Terapéutico, Ashtanga Yoga, Bikram, Kripalu, Power Yoga, Vinyasa Flow, Yin Yoga, Sivananda Yoga, Amrit Yoga, Iyengar Yoga y tantos y tantos sistemás más.

Asana en el Raja Yoga

El Yoga hoy en día pues,  suele asociarse a múltiples y a veces complejas posturas o asanas que forman parte de diversos métodos de Hatha Yoga.

Como bien se sabe, estas asanas tienen un nombre sánscrito y, aparece con el significado de "asiento" en un aforismo de Patanjali - 2:46 "Sthira sukham asanam" -, "la asana debe ser firme y confortable".

Antes del siglo X, las asanas de esa època no se parecen a las que practicamos hoy en día. Como menciono con anterioridad, asana, denotaba el asiento o forma de sentarse con el fin de meditar y controlar la mente, lo cual era la formulación temprana esencial del Yoga en Patanjali y algunos textos de Tantra Yoga.

 

 

Padmasana

El Yoga Bashya - aquí no se refiere a comentarios que suelen hacerse sobre los sutras -, menciona 11 asanas, algunas de las cuales son identificadas por medio de descripciones en textos más tardíos. siendo Padmasana - el loto -, la más icónica de las posturas en las tradiciones clásicas y tántricas.

Es precisamente esta postura - padmasana - la que encontramos tanto en esculturas, relieves o pinturas realizadas hace siglos en las que aparecen yoguis en postura meditativa como también puede apreciarse en las estatuas del Buddha en Gandhara.

 

 

 

Con ayuda de cinturón

El Yoga Bashya, también menciona una postura para sentarse en la que las piernas son sostenidas con un cinturón que las rodea, la cual en textos posteriores  es conocida como yogapatasya, que da a entender que el yogui utiliza ese cinto llamado yogapata y que podemos observar en la escultura de Sanchi y, que corresponde al siglo I antes de la era común.

Asanas o posturas más complejas además de algunas para sentarse, surgen con la sistematización de las técnicas de yoga corporal bajo el nombre de Hatha Yoga en textos compuestos entre los siglos XI y XII.

 

Hatha yoga pradipika

El primer texto en describir posturas más culturales o de no sentarse exclusivamente para la meditación, es el Hatha Yoga Pradipika en el siglo XV, el cual consta en su mayor parte de una compilación que nos lleva a la descripción de sus posturas, a una serie de tempranos o antiguos métodos tántricos pertenecientes al vishnuismo.

Referencias a través del arte

En las primeras descripciones aparece mayurasana o pavo real que se encuentra en un freco o pintada en Jodhpur, así como kukutasana, esculpida en Andra Pradesh.

Estos textos, al igual que las referencias artísticas (esculturas, relieves, pinturas..) no son en absoluto las más antiguas evidencias índicas o hindues de las posturas o asanas utilizadas con fines de evolución espiritual.

Existen informes y alusiones en antiguos textos que se relacionan con el ascetismo y que indican como yoguis mantenían largo tiempo posturas, varios siglos a.C.

Quizás lo más conocido sean los encuentros con ascetas por el séquito de Alejandro Magno en Taxila en el siglo IV a.c.

Muchos de los ascetas, totalmente desnudos adoptaban posturas, tales como permanecer sobre una sola pierna, exponiéndose al ardiente sol durante todo el día.

Prácticas ascéticas que veremos más adelante, se relacionan con el Karma

En Mahabhalipuram, -extraordinario relieve que me ha fascinado -, se puede observas un yogui-asceta (lado izquierdo parte superior) apoyándose solo en una pierna y con los brazos elevados - el árbol -, y en la parte inferior, se puede apreciar a un gato, (debajo de los colmillos del elefante) imitando la misma postura, lo que esto significaba para los más puristas u ortodoxos su oposición a tales prácticas.

Las prácticas de ascetismo extremo son "condenadas" en el Bhagavad Gita y, las leyes de Manu se refieren a todos aquellos que realizaban tales tipos de actos "prohibidos", se asemejaban a los gatos.

Sin embargo, ya en èpocas védicas ( 1500-2000 ac.)  existían sramanas o grupos de"buscadores" que no aceptaban la ortodoxia védica y se sometían a intensas prácticas corporales.

Continuaremos en (2) este para nosotros fascinante recorrido ya que queda mucho por decir.

 

 

Ramakrishna Paramahamsa

por Madhana | 12 de Febrero de 2016 12:13

Etiquetas: Ramakrishna Paramahamsa místico hindú india devoción bhakti Calcuta kali diosa

Ramakrishna Paramahamsa

Hay gurus o maestros que gozan de reconocimiento por su personalidad y manera de enseñar, considerados por otro lado dentro de la tradición de la India, como seres que han alcanzado un estado de conciencia no habitual. Brevemente expongo retazos acerca de uno de ellos, Ramakrishna Paramahamsa (1834-1886), quien fué maestro de Swami Vivekananda.

Ramakrishna nació en el seno de una familia pobre de brahmines de Bengala, y sirvió primeramente como sacerdote (purohit) en una acomodada familia, antes de convertirse en sacerdote en el templo dedicado a la diosa Kali en Dakshineshwar, cerca de Calcuta en 1855.

Desde una temprana edad experimentó visiones de naturaleza espiritual relacionadas con Kali y Krishna y mientras servía en el templo, continuó teniendo estados similares. En la medida que su fama como místico iba creciendo en Calcuta, grupos de jóvenes se sintieron atraídos hacia sus enseñanzas. Se le consideraba con ciertos poderes que ayudaban a despertar experiencias místicas en aquellos que se ponían en contacto con él.

 Ramakrishna no era un hombre culto ni un sofisticado conocedor de la filosofía y los textos hindúes. Su manera de hablar era un tanto simple, pero esto no era de importancia alguna, ya que sostenía la idea que la experiencia religiosa iba más allá de toda lógica.

 Su contribución al pensamiento del hinduismo moderno, fué la idea de que todas las religiones contienen la misma verdad y que por lo tanto no había necesidad de criticar la fe de otros o buscar la conversión a un credo distinto.

 Se considera que tuvo fases de experiencias devocionales, a veces hacia la Diosa, después el amor hacia Krishna y Radha así como manifestaciones elevadas dentro del Cristianismo y el Islam.

 Su conclusión, no fué otra que dentro de estas aparentemente diferentes fes, todas ellas apuntan esencialmente a proporcionar a sus seguidores la misma experiencia que va más allá de la realidad de la mente.

Las formas externas pueden ser distintas pero la esencia es la misma.

vedantines y Sankaracharyas

por Madhana | 10 de Febrero de 2016 18:18

Etiquetas: kanchipuran sankaracharyas yogaindia tradición upanisads Bhagavad Gita brahma sutras

Tres grandes exponentes del Vedanta

Esta es una pequeña incursión en experiencias y lugares muy señalados en la India y relacionados con la sabiduría vedanta y sus exponentes principales. Sobra decir que apasionante es adentrarse y, vivenciar momentos extraordinarios con significados maestros de la India.

Con el fin de aproximarnos con sencillez a este tema, Vedanta es un sistema filosófico en el que los eruditos o pandits han tratado de indagar en los profundos contenidos de textos como los Upanisads para llegar a experimentar la última Realidad o Brahman.

De particular importancia en este estudios se encuentran los Upanisads, Bhagavad Gita y Brahma Sutras.

Aunque son múltiples las interpretaciones de estos textos, haré hincapié aquí a tres referentes, los que quizá hayan influido más en la historia del pensamiento hindu; Sankaracharya (788-820), Ramanuja (1017-1137) y Madhavacharya (1238-1317).

Es Sankara, al menos en Occidente, el referente de la filosofía vedanta advaita (no dual), quien propone lo que uno de los Upanisads, menciona como mahavakya o gran frase: "Aham Bramasmi". Es decir Yo soy Brahman o el Absoluto.

Sankaracharyas de Kanchipuran

Comenzando por Sankara  en un momento dado, me acerco a Kalady en el estado de Kerala, donde se considera que nació Sankaracharya, el máximo exponente de la filosofía advaita o no dual, y recorro lugares que de acuerdo a la historia - a veces leyenda -, forman parte de este extraordinaio filósofo.

Con el fin de ahondar en esta tradición, visito el famoso  "matha" de Kanchipuran en Tamil Nadu - en varias ocasiones - donde la inmensa fortuna me ha llevado a conocer a los tres Sankaracharyas - los más respetados de la India -.

Chandrasekarendra Saraswati (1907-1994) considerado en vida como uno de los hombres más sabios y elevados, era la viva representación en la tradición hindú del Guru o Maestro a quien la veneración de sus devotos era mostrada de una manera que realmente me impresionó.

 

En Kanchipuran también se encuentran dos Sankaracharyas en la actualidad con quienes he tenido siempre una magnífica relación y que son referentes del hinduismo por el prestigio que gozan en la tradición de la India, además de su preparación espiritual y conocimientos de los shastras o escrituras.

Sri Jayendra Saraswati, hombre afable y cercano - aunque la tradición impide tocarle - en las diferentes recepciones y enseñanzas que lleva a cabo, es digno de ser visto la manera en la que los hindues se entregan a una devoción que evidentementea nosotros y, a nuestra cultura nos parece desmesurada - si bien, pensemos que estamos hablando de la India -.

El que será sucesor de Sri Jayendra Saraswati, es Viyayendra Saraswati. quien suele realizar distitnas funciones en su preparación para en algún momento ocupar la posición de Sankarachaya titular.

En cualquier momento, es mi intención regresar a Kanchi y seguir enriqueciéndome de la sabiduría de esta tradición de Sankara.

La exquisitez del Hatha Yoga (1)

por Madhana | 09 de Febrero de 2016 18:48

Etiquetas: yoga Hatha beneficios Asanas posturas Wilheim Reich mente raja conciencia

Yoga y el cuerpo

Trabajar con el cuerpo es una parte importante del Yoga. El lenguaje corporal ha sido analizado y estudiado por la psicología yóguica para poder profundizar en distintos estados internos, motivados a la interacción cuerpo-mente.

A veces se confunde la palabra "yoga" como exclusivamente un trabajo corporal. En principio se busca optimizar los componentes psicofísicos para vivir de manera armoniosa. Obviamente, la meta final del yoga, es descubrir una dimensión de la conciencia, más allá del yo.

La mayoría de los estados de tensión que están contenidos en nuestro cuerpo, están íntimamente relacionados con tensiones de naturaleza mental y emocional. Cuando aprendemos a estirar y relajar los músculos que de manera crónica han padecido tensión y acortamiento, experimentamos  un estado de alivio y descanso que puede no hayamos sentido durante años.

Wilhelm Reich. "Carácter y tensión"

Cada persona desarrolla sus patrones defensivos los cuales son expresados por medio de la postura, movimiento y tensión crónica en partes específicas del cuerpo. Una persona puede tener los hombros caidos o el pecho hundido y rígido, tensión abdominal y tantas cosas más. Se me ocurre decir que Wilhelm Reich, quien estudió este tema en profundidad, utilizaba el término "armadura del carácter o personalidad" para referirse a la manera en la que crónicamente tensionamos zonas de nuestro cuerpo con el fin de protegernos. .."Si podemos romper la "armadura", seremos capaces de cambiar nuestro carácter de estructura neurótica, pero debido a que la rigidez del carácter o personalidad está encerrado en el cuerpo, en la armadura, es más efectivo aflojar tal "armadura" que tratar de cambiar a través de distintas terapias".

Hatha Yoga y alivio físico y mental

A través de una práctica sostenida de Hatha Yoga, esa armadura tensional de nuestro cuerpo, puede ir diluyéndose y los bloqueos emocionales que son acompañados por grandes contracciones y tensiones musculares, tienden a desaparecer.

En la medida que en una práctica consciente vamos alargando y relajando los músculos que generalmente están en continua tensión, experimentamos gran alivio en todo nuestro ser. Aprendemos y reforzamos de esta manera a tomar conciencia de una distinta manera de sentir y de ser, a ganar en confianza y a abandonarnos a una práctica de hatha yoga altamente efectiva y beneficiosa.

Cuando aprendemos a prestar mayor atención a las experiencias y sensaciones en nuestro cuerpo mientras mantenemos las posturas - asanas -, despertamos nuestra inteligencia que nos hace darnos cuenta de las tensiones corporales innecesarias y a causas de malestar innecesario.

De esta forma, podemos experimentar una profunda relajación física, mental y emocional. La gran sensibilidad que se produce ante estados internos hasta ahora desconocidos por nosotros y la experiencia de serenidad que se manifiesta con la práctica del Hatha Yoga, nos anima a realizar cambios en otras facetas de nuestra vida, llenándonos de estados de bienestar en el cuerpo y la mente.

Continuará en (2)

 

Esfuerzo y disciplina personal:Historia

por Madhana | 07 de Febrero de 2016 16:55

Etiquetas: historia esfuerzo disciplina yoga

Esfuerzo y disciplina personal

Todos sabemos que cualquier logro importante en nuestra vida requiere esfuerzo, disciplina y constancia.

Estos aspectos pueden estar bien representados en esta historia, la cual nos puede ayudar a convencernos en entender que el desánimo debe ser dejado de lado en nuestros deseos por alcanzar una meta en general y, en particular aquí me refiero a la meta yóguica: UNIÓN A LA DICHA ABSOLUTA-

Historia de un gran esfuerzo. Las ranas en la nata

En una ocasión dos ranas cayeron en un recipiente de nata. De manera inmediata se dieron cuenta que sus frágiles cuerpos se hundían ya que les era imposible nadar o flotar demasiado tiempo en esa masa espesa a la que no estaban acostumbradas.

Al principio, tratando de salir de la complicada situación en la que se encontraban, empezaron a mover con energía sus ancas para poder llegar al borde del recipiente. La realidad no era otra que solo conseguían chapotear en el mismo lugar y hundirse una y otra vez.

Después de largo tiempo y de un esfuerzo denodado, una de ellas dijo: No puedo más; es imposible salir de aquí.Ya no me quedan fuerzas para seguir intentándolo.

La rana totalmente desfallecida, se fué hundiendo y su cuerpo dejó de moverse.

La otra rana, al ver que su compañera desaparecía,  con gran decisión se propuso luchar por salvar su vida y, aunque estaba exhausta, su fijeza en poder conseguirlo le hizo reunir todas las fuerzas que le quedaban y, comenzó a agitar sus ancas con todo el vigor que le era posible en esos difíciles momentos hasta que milagrosamente, de tanto batirlas, la nata se convirtió en mantequilla.

Sorprendida, la rana dió un salto y, patinando llegó hasta el borde del recipiente.

Desde allí, con alegría indescriptible pudo regresar a su hogar.

 

 

La Libertad Última, Vedanta (2)

por Madhana | 04 de Febrero de 2016 02:12

Etiquetas: atman brahman upanisads india Vedas sankaracharya ramanuja madhava vedanta filosofia darsanas

Aproximación a la Espiritualidad.

La palabra religión, de alguna manera está un tanto desprestigiada por lo que supone de creencia, dogma o condicionamiento religioso, dirigismo institucional, o incluso demasiado ritualista o estática, o bien dependiente de una fe ciega.

El término espiritualidad ha venido a su rescate dando a entender una dimensión de búsqueda interna y personal, dotando así al buscador de connotaciones más positivas, personales e independientes.

En 1952, el ndólogo Heinrich Zimmer decía: "Los oocidentales estamos a punto de llegar a la encrucijada ya alcanzada por los pensadores de la India en el siglo VII antes de Cristo. En esa encrucijada, existe un camino que nos lleva hacia dentro".

El movimiento de buscadores que existe en Occidente en estos últimos años, se ha entregado a la exploración del mundo interior tratando de descubrir el misterio del mundo espiritual, y muchos de estos buscadores han situado su mirada en los rishis de la India, tratando de encontrar "certezas" para poder disipar las nubes mentales de la "ignorancia".

Aproximación al Vedanta

Enorme es la complejidad de las filosoías de la India, así que haremos una breve y sencilla incursión a una visión del Vedanta.

En Occidente ha habido un acercamiento al estudio de los Upanisads que forman la filosofía Vedanta o "la última parte de los Vedas" y que tienen como esencia unas famosas proclamaciones o grandes frases denominadas Mahavakyas, tales como: Aham Bramasmi  - Yo Soy Brahman - o Tat Tvan Asi - Tu eres Eso -.

Dan a entender que nuestra verdadera Realidad,  es el Ser, Yo Supremo o Conciencia Absoluta, o en el hinduismo, Brahman, término clave en los Upanisads. Asimismo, otro término imprescindible es Atman, que viene a significar el Ser o Concienia Suprema que es cada uno de nosotros, más allá del ego.

Comprenderemos que todo lo antedicho tiene su dificultad en ser entendido, pero a pesar de ello, cuando accedemos a una Experiencia directa o inefable, en la tradición hindú, Atman y Brahman no son realidades distintas sino que de hecho se refiere a Brahman o Totalidad que es la misma esencia de Atman existente en cada jiva o individuo. En otros palabras: este Atman es ese Brhaman. No es que uno tenga que convertirse en esa Realidad Última: uno ya lo es, lo único que sucede es que nos identificamos con los mecanismos de mente y cuerpo - tal y como me lo enseñaba Ramesh Balsekar - y ello hace que vivamos en un estado de "avidya" o ignorancia.

Esta exposición de naturaleza advaita o no dual, tiene como su máximo exponente a Sankaracharya (788-820) con el que obviamente hay desacuerdo por parte de otros grandes filósofos dualistas como Ramanuja y Madhavacharya y, cuyas interpretaciones de los mismos textos difieren de Sankara.

Chandogya Upanisad

En uno de los Upanisads tempranos, Chandogya Upanisad, recoge una hermosa enseñanza del padre y maestro a su hijo Shvetaketu a quien le pide que traiga el fruto de una higuera y le diga que es lo que ve; que ahora, abra el fruto y le diga que ve; "veo una semilla", dice Shvetaketu. Ahora, ábrela, pregunta el padre de nuevo y dime que ves. Nada, contesta Shvetaketu. Pues bien hijo mío, ese algo invisible que no puedes ver pero que sin embargo es capaz de dar lugar a toda una higuera, eso es el Atman, la esencia sutil de esa realidad manifestada. De igual manera Eso, ese atman que no es otro que Brahman, ese Ser que es Conciencia pura, Esa Realidad eres tú: Tat Tvan Asi.

Otra manera de expresarlo es Sat-Cit-Ananda  (Existencia Absoluta, Conciencia Absoluta. Dicha Absoluta).

Esta cita o invocación de los Upanisads, nos sirve para elevarnos a lo más alto:

Asato ma sat gamaya

Tamaso ma jyotir gamaya

Mrityor ma amritam gamaya

Om shanti, shanti, shanti

Condúcenos de la ignorancia a la sabiduría

De la oscuridad a la luz

De la muerte a la inmortalidad

Om, paz, paz, paz.

 

 

 

 

En busca de la Libertad Última (1)

por madhana agulla | 31 de Enero de 2016 20:01

Etiquetas:

En busca de la Libertad Última

Hegel decía que cada uno es hijo de su tiempo, pero la consideración a tener en cuenta es que dependemos del lugar y cultura en la que nos desarrollamos, la cual nos hace interpretar el mundo, nuestras creencias e inclinaciones, así como establecer juicios de valor enormemente condicionados.

Al tratar de comprender otras culturas y ahondar en ellas supone aparcar prejuicios y "certezas" que nos sumen en lo que suelo llamar la "realidad de la rana en el pozo". Es decir, circunscribirse a una experiencia limitada en la que uno está atrapado y, que no posibilita ampliar y explorar horizontes que nos son ajenos y desconocidos.

Curiosidad por el Conocimiento

Aquellos que sentimos cuando menos curiosidad por el conocimiento, hemos puesto nuestros ojos en la sabiduría que atesora la India y, de alguna manera, coincidiendo - en otro tiempo - con el "romanticismo" de los alemanes que con su entusiamos comenzaron a traducir del sánscrito distintos textos que les ayudaron a "alumbrar" pensamientos y reflexiones, como los hermanos Schlegel, Herder, Schopenhauer o Nietzsche.

Krishnamurti que invitaba a la reflexión y a entender lo que llamaba "la mente que no mide", es también esa sed de Ser a la que se refería Unamuno, o buscadores como Aldous Huxley tratando de bucear en el "alma" y, que en su obra "The Doors of Perception"  que tomó de un poema de William Blake en el que dice: "Si las puertas de la percepción se purificaran todo se le aparecería al hombre como es, Infinito".

Búsquedas a respuestas que permitan el desentrañar el misterio del "yo". nos han hecho mirar a Oriente y de esta manera nos ha ayudado a obtener cierta lucidez o como decía Santo Tomás, "entender significa, en efecto algo como leer dentro".

Mirada a la India y Sankara

En esta búsqueda basada en la insatisfacción por lo pasajero, se ha puesto en estos últimos años el foco en la India, el yoga, el buddhismo la meditación, las filosofías liberadores y el acercamiento a textos tales como Bhagavad Gita, Upanisads, Yoga Sutras y Brhama Sutras de los cuales existen Comentarios (Bhasyas), llevados a cabos por pensadores de gran renombre e influencia, como es el caso de Shankaracharya, el pensador más destacado de la tradición hindú y considerado el mayor exponente de la filosofía Vedanta.

En el siguiente post (2) continuaremos.

 

 

 

Curso Pranayama y sus prácticas

por madhana agulla | 14 de Enero de 2016 18:25

Etiquetas: yoga tibetano mindfulness meditacion Hatha Iyengar Vinyasa flow Ashtanga pranayama

Las múltiples prácticas de Yoga

Este puede ser un excelente momento para adentrarse tanto en las prácticas de yoga como en su formación. Nuestro Centro ofrece un excepcional despliegue de actividades impartidas por grandes conocederos y expertos en diferentes campos del saber yóguico:

Meditación, Mindfulness, Hatha Yoga, Iyengar, Vinyasa Flow, Ashtanga, Textos del Hinduismo, Pranayama, Cursos de Formación de Instructores y Profesores.

 

 

Curso: Entendimientos del pranayama y la realización de sus métodos.

Quisiera hacer hincapé en la importancia que el pranayama tiene, no solo en las prácticas de yoga con una marcada meta y finalidad, sino también desde el punto de vista de la salud, el bienestar, la energía, el control de nuestra mente y el mejoramiento de los estados de ánimo. En realidad, toda alabanza hacia el pranayama se queda corta..

Desde el punto de vista personal, considero el pranayama como la joya de las prácticas del yoga por sus inconmensurables beneficios. Supone esto también, extender esta opinión para indicar que en las enseñanzas del yoga no se adentra y explora lo suficiente en el riquísimo y variadísimo tesoro que el pranayama es.

 

 

Adentrándonos en la práctica

He aquí una oportunidad para aprender o reforzar los métodos diversos de pranayama, tanto para practicantes como para profesores de yoga ya que ofrecemos una amplia variedad de sistemas pocas veces reunidos en un seminario.

Estan enseñanzas y prácticas están fundamentadas en textos tradicionales, métodos respiratorios relacionados con la terapia yóguica, métodos enseñados por grandes maestros y disintos sistemas y escuelas yóguicas.

El pranayama es la ciencia de la vida, energía y el bienestar.

Recomendamos ver el programa en nuestra página web para abundar en el contenido. No perdáis esta oportunidad.

 

 

CURSO DE ASHTANGA VINYASA YOGA

por Madhana | 14 de Enero de 2016 18:08

Etiquetas: Ashtanga Vinyasa yoga pattabhi jois Krishnamacharya Iyengar desikachar Hatha pranayama meditacion mysore

CURSO DE ASHTANGA YOGA

En muy pocos días daremos comienzo nuestro Curso de Formación en Ashtanga Yoga. Este método que fundamentalmente ha sido extendido por la gran labor realizada por Sri K. Pattabhi Jois (1915-2009) y cuya exigente práctica está compuesta por grupos de asanas entrelazadas con un sistema de movimiento y respiración o "vinyasa" y, que además se enfatiza un método respiratorio denominado ujjayi, siendo todo ello combinado con la aplicación de bandhas o llaves, cierres y acompañado por dristhis o posiciones de la mirada en distintos puntos.

 

LINAJE DEL ASHTANGA YOGA

Diremos que el inicio de este sistema proviene de Sri T. Krishnamacharya (1888-1989) y cuyo método de Ashtanga se dice tiene su origen en un texto denominado Yoga Korunta - en nuestro curso aclararemos todos estos aspectos del origen de Ashtanga Yoga - y que contiene tres Series, cada una de ellas conteniendo grupos de asanas diversas.

A lo largo de su amplia vida, Krishnamacharya ha enseñado de diferentes maneras a sus discípulos más destacados y que son de los maestros más relevantes en el panorama mundial yóguico . algunos de ellos ya fallecidos -.

Pattabhi Jois, es obviamente el más reconocido como impulson de Ashtanga Yoga. B.K.S Iyengar (1918-2014), Desikachar - hijo de Krisnamacharya e impulsor de Viniyoga, B.N.S. Iyengar que todavía enseña en Mysore, Indra Devi (1899-2002).

Asimismo se encuentran entre los discípulos de Krishnamacharya, A.G. Mohan y Sritvasa Raswami. Mi gran fortuna es el haberles conocido a todos ellos y acercarme a sus enseñanzas y prácticas.

Como podremos apreciar, la enseñanza de estos maestros no es ni mucho menos uniforme, sino que recoge una variedad amplia en sus acercamientos a la práctica de Yoga, aunque el nexo incial haya sido el de su maestro Krishnamacharya.

En nuestro Curso, explicaremos las múltiples diferencias que pueden existir en estos modelos o sistemas de yoga en comparación al Ashtanga Vinyasa.

CURSO DE FORMACIÓN

Creemos que este Curso es altamente interesante por múltiples razones:

Nos acercaremos al conocimiento de la Primera Serie, explorando en que consiste y realizando prácticas intensas, tanto dirigidas como práctica personal. Aprenderemos a enseñar tanto a principiantes como avanzados y nos adentraremos en algunos principios filosóficos al igual que pranayama y meditación.

Todos los particippantes adquirirán también algo que es de suma importancia: Conocimiento, seguridad y habilidad para transmitir la enseñanza de este extraordinario sistema de Yoga.

No dudes en contactat con nosotros.

 

 

 

Pranayama y Curso

por Madhana | 11 de Enero de 2016 20:35

Etiquetas: p mente yoga Hatha rana pranayama respiración curso profesores instructores Asanas

Próximo Curso de Pranayama

El gran método en las prácticas de Yoga es el Pranayama. En Occidente hemos estado prestando atención a las asanas pero hay poca especialización y entendimiento de las técnicas que gozan de incalculable importancia como son las de Pranayama.

Debido al gran interés que Profesores de Yoga y practicantes avanzados muestran por lograr una preparación más profunda, próximamente realizaremos un Curso Especial de Pranayama con un amplio contenido.

 

Pranayama

El término pranayama tiene distintos significados pero aquí vamos a ceñirnos a lo que es más común. Prana no tiene una traducción comprensible en Occidente ya que no existe una teoría profunda tal y como se explica en la India. Prana puede ser entendida como energía vital y Ayama, extensión, expansión. Por lo tano, Pranayama es la expansión de esa energía vital.

Prana

Prana es la Energía Cósmica o vital que origina  todo tipo de movimiento, incluso el movimiento del àtomo. Allí donde se aprecia movimiento, incluso el movimiento que produce el pensamiento, es causado por el prana. La electricidad es prana, la respiración es prana, la digestión es prana.

Las diferentes funciones tienen distintos nombres pero todas ellas son la misma corriente  o fuerza que llamamos prana. Pongamos como ejemplo la electricidad: en una casa: Tenemos una nevera, calefacción, televisión luz y otros elementos, los cuales son la expresión de la misma energía que es la electricidad.

Tres aspectos de la respiración

En la práctica de Pranayama se dan fundamentalmente tres aspectos: Inhalación (Puraka), Espiración (Rechaka) y Retención (Kumbhaka).

Desde el punto de vista yóguico, el Pranayama purifica el cuerpo físico y vital. Otro importante beneficio de gran importancia con el que nos dota, es el calmar la mente y regular su comportamiento.

Siempre que pueda sentir tensión, preocupación o estres, practica unas cuantas respiraciones lentas y profundas con plena atención y de esta manera puedes traer tu mente a un estado de calma y equilibrio.

El prana y el movimiento de la respiración funcionan juntos. Son interdependientes y si regulamos el prana, regulamos las funciones mentales..

La Ciencia del Pranayama

por Madhana | 11 de Enero de 2016 20:31

Etiquetas: pranayama swara yoga nadis susumna kundalini ida pingala ciencia respiración curso

Pranayama

  grandes beneficios psicofísicos

Es obvio que en nuestra exisencia no hay nada más importante que la respiración. De los métodos del yoga no hay nada más sobresaliente y más interesante que las técnicas de pranayama, asociadas a la energía, vigor, lucidez, atención mental, concentración, resistencia orgánica, claridad en el pensar y la modificación de los estados de ánimo, trasladando al practicante a un nivel de positividad desconocido.

 Despertar de la Kundalini

Desde otro ángulo, las técnicas de pranayama y de acuerdo a la tradición yóguica, lleva a despertar esa energía en estado latente llamada kundalini para transmornar nuestro grado de conciencia.

Fisiología oculta - nadis -.

Distintos textos yóguicos se refieren a que disponemos de un nùmero determinado de nadis, palabra de varios significados - "pequeño río", "tubo", "nervio astral". etc. - cuya localización tiene que ver con la denominada fisiología oculta o esotérica. Algunos textos se refieren a la existencia de 72.000 nadis, otros 100.000 y algunos incluso 300.000. Lo cierto es que el énfasis o la importancia se le suele dar a tres nadis en la práctica yóguica: ida, pingala y susumna.

ida, pingala, susumna

Ida, se considera ser el canal lunar que se dice es de temperatura fría, calmante y se accede a través de las sensaciones en la fosa izquierda. Pingala, que se accede a través de la fosa derecha se le conoce como el canal solar y se le considera la que origina calor y es energetizante. Estimulando cada una de estas fosas, tanto el hemisferio derecho como el izquierdo, experimentan así las caracterísicas de los diferentes estados y acciones que corresponden a cada uno de estos hemisferios.

 Cuando se produce lo que se denomina "purificación de los nadis" entonces es posible que el practicante serio y avezado sienta unas agradables sensaciones, como descargas de energía en el denominado canal central o susumna al haber incremenado el nivel vibratoro por medio de prácticas de asanas y fundamentalmente pranayama.

swara yoga

Dentro de las prácticas de Pranayama, no encontramos con Swara Yoga, - fascinante yoga -, que nos indica o sugiere, que es conveniente el tomar distintas decisiones en diferentes actividades cuando uno de los dos canales o nadis están aperturados o son dominantes; es decir, como sensaciones, emociones, sentimientos, pensamientos y otros muchos aspectos cambian, cuando el aire o el flujo de la energía se hace más presente o dominante en un lado o el otro.

Swami Satyananda y Swami Niranjananda, grades precursores del Yoga, tantra y pranayama.