Blog

Disfruta de nuestros artículos y compártelos con tus amigos

Liberación o Moksha

Fascinación por el hinduismo

Sabemos que el hinduismo con sus innumerables ramificaciones filosóficas ejerce una gran fascinación en nuestras mentes y por esa razón quiero aproximarme a presentar destellos de esta cultura milenaria, no como exposición de una verdad, sino como aproximación a su contenido e idea de lo que propugna.

Cuatro metas de la existencia

En la India tradicional, son cuatro los fines de la existencia humana: artha, kama, dharma y moksha (o mukti), siendo el último de ellos y más importante, al que quiero hacer referencia. Aquel que busca ese estado de "liberación", no ve en su cuerpo un obstáculo sino un instrumento y todas las prácticas ascéticas que pueda realizar son una especia de doma tanto de su cuerpo como de su mente.

Moksha o Liberación

 La idea o noción de moksha o liberación, es común a las tres grandes religiones aparecidas en la India: el hinduismo, el budismo y el jainismo. Para el yogui, el logro de la conciencia que le traslade a lo incondicionado es su causa de vivir, y toma como referencia tres términos con su contenido. que le sirven de mapa en el transcurrir de su búsqueda profunda: samsara, karma y moksha.

Samsara y Karma

 La creencia en la transmigración o reencarnación es uno de los supuestos básicos del pensamiento de la India. Cada uno por lo tanto está encadenado al samsara (rueda de muertes y nacimientos) y es su karma lo que le lleva a renacer. En este sentido, me viene a la mente una frase de Suami Vishnudevananda, cuando solía decir "si no queréis morir, lo que uno tiene que hacer, es no renacer de nuevo".

Karma significa acto, pero también implica las consecuencias de nuestras acciones, lo cual da a entender que cada acto, como todo en este mundo, tiene una causa anterior en el tiempo. Bajo estos supuestos, karma es el efecto de cada acto en aquel que lo realiza, sea en esta vida, en la pasada e incluso en la venidera.

 

 

La conquista de ananda o dicha

 El término liberación tiene obviamente múltiples significados, pero aquí su sentido más profundo es desprenderse de las ataduras del yo que hace mover la rueda del samsara y nos libera del peso del karma; conocer pues y penetrar en lo incondicionado.

Aunque sea una paradoja, pues es una actividad de renuncia voluntaria a lo mundano, destinada a conquistar un estado de no-actividad, un esfuerzo en busca de la quietud para desentrañar el misterio del Espíritu, penetrando en lo mental y corporal, pensar sin pensamientos, inmovilidad meditativa que incesantemente desteje aquello que teje nuestro contenido mental, hasta alcanzar un estado indescriptible de beatitud: ananda.

 

Experiencia del Yo

 Moksha es un Conocer, no en el sentido de saber o de obtener información sobre tal o cual tema, sino en el verdadero significado de realizar la verdad, lo cual quiere decir, hacerla real y efectiva, vivirla, experimentarla y ser ella misma. Así se descubre que es otro el Yo real, conocido por distintos términos: Brahman, Atman, Satchitananda.

 En la línea de los grandes vedantines de la India, situo aquí  al que fué Shankaracharya de Kanchipuram considerado como uno de los más grandes sabios de la India, Sri Chandrasherarendra (1884-1994) a quien tuve el privilegio de conocer.

 El gran filósofo Shankara, el gran exponente de la filosofía advaita o no dual, decía:

"moksha es eterno pues no experimenta cambio alguno... es omnipresente como el aire libre de alteraciones, autoosuficiente y no está compuesto de partes: es Uno... es Brahman (el Ser)

Comparte esta entrada del blog


Comentarios 

3 comentarios para este mensaje

06 de Mayo de 2011 20:31

Esteban

EXCELENTE NOTA!
GRACIAS POR COMPARTIRLA!!

19 de Junio de 2013 17:03

vanessa

Que gusto aprender contigo! Me encantan todos los temas que expones o sobre los que escribes.
Es increible todo lo que ofrecen los grandes sabios, yoguis.. para avanzar en el camino hacia uno mismo.

Dejar un comentario