meditando

por Madhana | 21 de Marzo de 2016 02:05

Etiquetas: zen meditacion budismo buddha técnicas métodos mahasi sayada u pandita jack kornfield joseph goldstein ajan sumedho goenka u ba khin


Meditando

Muchos son los métodos meditativos que históricamente surgen y, que por razones de espacio no podemos aquí explicar y extendernos, pero sí vamos a centrarnos en compartir algunas enseñanzas sobre la meditación, las cuales indudablemente pueden ser de gran ayuda a quienes las lleven a la práctica y que procuraremos explicarlas con sencillez.

Tengamos en cuenta estos principios: RAIN

La primera consideración es que debemos tener en cuenta una serie de principios, y para ello vamos a apoyarnos en el acrónimo RAIN.

Ante la Meditación intentamos mantener una mente Receptiva, con plena Aceptación ante lo que surge y poder Investigar internamente con una mente No-juzgadora.

Plena atención, con la intención de no seleccionar nada, sin apegarnos a nada, sin rechazar nada. Es obvio que la mente no está entrenada para que esto ocurra, por ello, nuestra actitud es de apertura y aceptación.

 

 

 

Grandes maestros y métodos de Meditación

Birmania, hoy en día conocida como Myanmar, al igual que Tailandia y Sri Lanka,  son depositarios de una gran tradición budista en la que grandes maestros han impartido la meditación, como Ledi Sayadaw, U Ba Khin,  N.S. Goenka, Ajahn Cha, Ajahn Sumedo, Anagarika Munindra, Dipa Ma, Nyanaponika Thera o siguiendo estas tradiciones, Christopher Titmuss, Joseph Goldstein, Jack Kornfield y Sharon Salzburg entre otros.

Comenzamos acercándonos al linaje de Mahai Sayadaw y U Pandita .

Meditación observando el abdomen

Siéntate en una postura meditativa. Mantén la atención en el movimiento del abdomen, no imaginándote pensamiento alguno, no intentando visualizar cosa alguna. Simplemente observa y experimenta la sensación del movimiento. No trates de controlar o forzar la respiración, solo contempla o permanece atento al movimiento del abdomen; como sobresale de forma natural y como cae o entra de forma natural sin intervenir en ese proceso.

Puedes etiquetar también mentalmente el movimiento del abdomen, repitiendo: IN - dentro. OUT - fuera.

Anapana Sati. Observación de la respiración en las fosas nasales.

Sé consciente de la respiración como entra y sale a través de las fosas nasales en el área entre éstas y el labio superior. Mantén la atención en la respiración, de igual manera que un vigilante atento, observa en una puerta  la entrada y salida continua de personas en un edificio.

Recuerda que no necesitas forzar o controlar la respiración. una y otra vez, vuelve con gran paciencia la atención de tu mente a la respiración; como el aire entra y sale por tus fosas nasales. Esto ayuda a anclar la mente en ese proceso, y cuando sensaciones, pensamientos o cualquiera de los contenidos de tu mente surjan, procura observarlos sin reaccionar y juzgar, volviendo tu atención a la respiración.

 

Contando de Uno a Diez.

Observa tu respiración, como entra y sale el aire a través de las fosas nasales. Observa la inspiración, observa la espiración y mentalmente cuenta uno, observa la inspiración, observa la espiración y cuenta dos, y así sucesivamente contando al espirar hasta diez.

Una vez que hayas llegado a diez, vuelve a iniciar la cuenta desde uno y así sucesivamente. Habrá momentos en que pierdas la cuenta o bien no sepas en que número vas contando, o bien has sobrerpasado el diez. No debe preocuparte. Vuelve a observar la respiración y comienza de nuevo desde uno.

Soto Zen

Observa el fluir de las sensaciones y pensamientos como un espectador sin aferrarte ni rechazar ningún tipo de sensación. Conviértete en un testigo de los procesos que surjan con una mente ecuánime.

Comparte esta entrada del blog

Facebook Twitter Googleplus

Comentarios 

17 de Abril de 2016 09:31

Belén Villar

85d19ebbb9a621e28fbf345f17b57d9c

Conocer la tradición, poner la práctica en su contexto es esencial para entender el porqué y el para qué de lo que hacemos. Fascinante comprobar cómo los grandes como Kant, Thoreau o Jung ya reconocían a maestros como Ramana Maharsi el siglo pasado.
Gracias por los artículos, Madhana.

Rss Suscribirse a los comentarios de este mensaje

Dejar un comentario